Consejos para una buena limpieza y desinfeccion

limpieza y desinfeccion

Cómo conseguir una perfecta limpieza y desinfección en todos los rincones de la casa

A todos nos gustaría que nuestros espacios estuviesen siempre limpios y libres de gérmenes, pero para ello es necesario realizar una limpieza constante y desinfectar en los casos que sea necesario

Parece que limpieza y desinfección van siempre de la mano, sin embargo, hay grandes diferencias entre ellas aunque sean complementarias.

Limpiar es quitar la suciedad, el polvo y las manchas, principalmente con agua y jabón y otros productos específicos. Desinfectar implica reducir o eliminar los gérmenes y bacterias que hay en las superficies y hacerlos óptimos para la salud. Los productos para limpiar no desinfectan y los desinfectantes no limpian correctamente porque están diseñados para acabar con las diferentes bacterias.

Si vamos a limpiar estancias como la habitación solo se requiere de productos para el cuidado de la madera o para retirar el polvo, pero no es necesario realizar una desinfección como sí ocurre en el baño. Cuando vayamos a limpiar nuestro aseo, debemos utilizar lejías, geles con lejía específicos, fórmulas especiales para baños y otros productos para acabar con gérmenes y bacterias.

El inodoro es uno de los elementos sanitarios que mayor atención merece. Debemos limpiarlo a diario a conciencia y desinfectar regularmente especialmente en el caso de compartir piso o ser una familia numerosa. Mantener una higiene correcta es vital para prevenir virus, infecciones y otros problemas como son los hongos.

limpieza y desinfeccion

Recomendaciones para un hogar saludable

Cuando vayamos a realizar la desinfección de un espacio debemos tener en cuenta las siguientes recomendaciones:

  1. Utilizar productos específicos para cada espacio, productos que no sean muy abrasivos pero que sin contengan agentes como la lejía para lugares que así lo requieran.
  2. Lávate las manos antes y después de desinfectar cada espacio y no olvides usar guantes de goma para no entrar en contacto directo con los productos químicos ni con las superficies a tratar.
  3. Antes de desinfectar debemos limpiar con agua tibia retirando la suciedad más llamativa.
  4. Lee las instrucciones de cada producto y déjalo actuar el tiempo necesario.
  5. Si trabajamos sobre zonas de gran riesgo debemos tirar los paños, bayetas y material utilizado pues las bacterias y gérmenes se adhieren a este tipo de materiales.
  6. Si vivimos con mascotas debemos poner especial atención también a sus zonas de descanso. Si nuestra mascota es un perro o gato y está libre en todas las estancias de la casa hay que tener cuidado con la limpieza. Si nuestra mascota se encuentra en un terrario o zona cerrada, también es necesario desinfectar y limpiar su espacio.
  7. Debemos tener cuidado con las moquetas y alfombras. A veces pasar la aspiradora no es suficiente y debemos desinfectarlas, sobre todo si son alfombras que permanecen mucho tiempo en el mismo lugar. Es recomendable darles la vuelta durante unas horas para que el polvo caiga y se pueda limpiar más fácilmente.
  8. No podemos olvidar que nuestro colchón es un espacio donde habitan miles y millones de ácaros y es importante incluir su limpieza y desinfección para el cuidado de nuestra salud. Los expertos no solo recomiendan tener un colchón y almohada anti-ácaros sino realizar también una desinfección al mes.

Para conseguir una limpieza profunda debe ir de la mano de la desinfección, especialmente en lugares como el baño o la cocina donde es imprescindible usar productos específicos para el mantenimiento diario. Limpiar y desinfectar es la clave de un hogar limpio y seguro.


 

Más información sobre la limpieza y desinfección de la casa