Como eliminar la humedad de tus paredes

consejos de limpieza de moho en paredes

Elimina la humedad de las paredes gracias a estos consejos

El verano está dando los últimos coletazos y las frías temperaturas, el viento y las lluvias están a la vuelta de la esquina. Por ello, desde Empresas de Limpieza Madrid queremos que vayas preparándote y llenándote de herramientas por si aparece la inesperada y molesta humedad en tus paredes o en cualquier parte o estancia de tu hogar.

La humedad, aquella molesta y sucia protagonista en algunas de las paredes del baño o cocina, es un problema, preocupantemente bastante común en la mayor parte de los hogares, lo cual no solo afecta y compromete al aspecto estético de la casa, sino sobre todo a la salud de todos los miembros de tu familia. Y es que la humedad comienza primero a manifestarse tímidamente, abombando la pintura, escamándola por ejemplo el estuco y posteriormente comienza a llenar de hongos, moho y todo tipo de suciedad la superficie de tus paredes.

Esta última etapa es precisamente la más potencialmente peligrosa para tu salud y la de los tuyos, y no solo por las molestias que causa el mal olor que se puede expandir por toda tu casa, sino porque los hongos traen consigo consecuencias y problemas respiratorios de bastante gravedad.

Por todo esto, entre otros motivos, desde Empresas de Limpieza en Madrid hemos considerado de bastante importancia ayudarte a controlar la humedad mediante diversos trucos de limpieza además de tan pronto como conozcas qué es aquello que la causa,  queremos ofrecerte las herramientas justas para intervenir.

En este post, podrás aprender a limpiar la humedad de las paredes de su casa de forma eficaz.

¿Quieres conocer cómo retirar la humedad de las paredes de su hogar?

Para poder proceder de manera inmediata a retirar la humedad de cualquier estancia de tu hogar, lo primero que debes hacer es determinar, encontrar cuál es la causa de que esa humedad se encuentre retenida en las paredes. ¿Por qué este proceso? De este modo el trabajo que realicemos no será en vano ni se verá afectado por el resurgir o una nueva aparición del problema. En otras palabras, de esta manera podremos erradicar de raíz este problema sin que pueda volver a atormentarnos en un futuro.

¿Quizás el problema es una tubería rota?, ¿Es la proximidad de un pozo o algún problema de fontanería? Sea cual fuere, antes de ponernos manos a la obra este hecho debe de quedarse solucionado previamente antes de comenzar a reparar la pared, para posteriormente dejarla secar y orearla al sol.

Si por otro lado la humedad se produce debido a un factor ambiental, podemos proceder en tal caso a limpiar sin mayor impedimento la pared. ¿Cuáles son los pasos que hay que seguir?:

  1. Sanee la pared. ¿Cómo puedo hacerlo? Muy sencillo simplemente debes raspar la pared que se encuentre afectada.
  2. Elimina el exceso de polvo. ¿Necesitas algún producto en especial? Para nada simplemente puedes retirarla con agua y un trapo, no muy húmedo.
  3. Sellador o bloqueador de humedades. ¿Cómo puedo aplicarlo? Muy sencillo con una brocha, puedes expandir dicho producto.
  4. Ahora toca el turno de la marmolina. ¿Qué conseguimos con este producto? Bien, este ungüento permitirá emparejar la superficie y evitar socavones.
  5. Ahora es el momento de lo estético. Una vez seco ¿puedo pintar? Efectivamente. Simplemente presta atención en si la pintura utilizada es de exteriores o interiores.

Más información